NO AL HALLOWEEN

CUAN GRANDE ES ÉL

LA FE DE UN NIÑO

El pequeño Edgar de 7 añitos, no pudo asistir hoy al colegio, porque se encontraba aquejado de un profundo dolor de dientes. Con la inocencia pintada en su carita y el entre ceño fruncido por el dolor, le pidió a su mamá que lo lleve a la casa de una hermana en la fe, para que orara por él. Este niñito estaba completamente seguro, de que luego de la oración, podría tener un día pleno de juegos, risas y algarabía con sus amiguitos del barrio. ¡Qué sencillo lo hacía parecer este pequeño! Solamente cree y ¡será hecho! Creo que milagros como este, son los que Dios hace con sumo placer.

Indudablemente, esta es la actitud que Él espera de sus hijos. Que tengamos una fe sencilla, genuina, espontánea y dinámica, como la del pequeño Edgar. Él no se limitó a permanecer allí, lamentando su situación. Tampoco se quedó en una actitud pasiva, esperando que el milagro llegue a su encuentro. ¡No! ¡El iría en busca de su milagro! Al igual que aquella mujer, que padecía de flujo de sangre desde hacía 12 años. Lucas 8: 43-44. 43 Y una mujer, que tenía flujo de sangre hacía ya doce años, la cual había gastado en médicos toda su hacienda, y por ninguno había podido ser curada, 44 Llegándose por las espaldas, tocó el borde de su vestido; y luego se estancó el flujo de su sangre.

Ella se levantó en fe y se dirigió al Maestro, abriéndose paso en medio de la multitud que la apretujaba, pero quedó libre de su azote en ese mismo instante en que tocó el borde del manto de Jesús.

¡El niño se movió también en fe y salió en busca de su milagro!

Esto me recuerda el pasaje de Juan 11: 39 cuando Jesús, frente a la tumba de Lázaro y ante la multitud expectante que se encontraba en ese lugar, les ordena: “Quitad la piedra” ¿Por qué razón les tocaría a ellos, remover aquella piedra tan pesada? ¿Es que no podía el Señor hacer el milagro completo? Pues sencillamente, hay cosas que nos corresponde hacer a nosotros y ¡debemos hacerlas! El resto, queda en la plena potestad y soberanía de nuestro Dios. Edgar conocía a una mujer de fe, de oración y ¡ese era el momento preciso para hacerle una visita!

No obstante, la actitud de este pequeño lleno de fe, que tuvo al Señor como primera opción ¡es digna de destacarse y hasta de ser imitada! Con frecuencia, los adultos somos expertos en complicar las cosas.

Nosotros esperamos ver, primeramente, para luego entrar a considerar si acaso, deberíamos creer. Sin embargo, lo que nos dice el Señor, es que si podemos creer ¡entonces veremos su gloria! Porque ¡todo es posible para el que cree! El ejemplo de Edgar me lleva a reflexionar, acerca de cuánta bendición sería para mí, si pudiera tener esa clase de fe… ¡la fe de un niño! ¡Cuánta razón tenía el Señor al darnos ésta recomendación en Mateo 18:3

“Si no os volvéis y os hacéis como niños, no entraréis al reino de los cielos”

DÍA DE MUERTOS

En estos días la gente ya está haciendo sus preparativos para celebrar el Día de los Muertos durante los días 1 y 2 del mes de noviembre.

En esos días hacen sus altares adornándolos con flores y poniéndoles frutas, atoles y todo lo que en vida les gustó a los muertos.

Y también son los días (31 de octubre) en que se celebra el Halloween -día de brujas-.

Todas estas festividades son de ORIGEN PAGANO, las cuales han sido introducidas a través de la mentira y como tales son consideradas con el nombre de TRADICIONES. Una tradición es una costumbre transmitida de generación en generación.

Estas son algunas enseñanzas fundamentales del Espiritismo, Catolicismo y otros más: Hacer creer que los muertos, hayan sido buenos o malos, siguen estando poseídos de una conciencia y sentimientos propios por el cual pueden sentir el dolor del castigo de las llamas de fuego del infierno, el gozo de la gloria del cielo, el tormento del purgatorio; y que por ésto tiene nociones de todo lo que pasa en el planeta tierra.

También hacen creer que los espíritus de los muertos están conscientes y por esto pueden venir a la hora que los invoquen.

Además hacen creer que los muertos estando en la gloria; en el cielo o en el infierno como ellos dicen, Dios les da vacaciones para venir a gozarse con los vivos.

Ahora veremos algunos textos de la Biblia que hablan sobre el estado de los muertos.

Hebreos 9:27. Y de la manera que está establecido á los hombres que mueran una vez, y después el juicio. Aquí se nos habla de que está establecido que el hombre ha de morir. Pero... ¿a dónde irá? De acuerdo a la orden de Dios leemos: Génesis 3:19. En el sudor de tu rostro comerás el pan hasta que vuelvas á la tierra; porque de ella fuiste tomado: pues polvo eres, y al polvo serás tornado.

Y Añade el Predicador: Eclesiastés 9:10. Todo lo que te viniere á la mano para hacer, hazlo según tus fuerzas; porque en el sepulcro, adonde tú vas, no hay obra, ni industria, ni ciencia, ni sabiduría.

No puede el hombre levantarse de la tumba para estar con sus familiares y amigos como la gente cree, porque está en los sepulcros; pues polvo eres y al polvo serás tornado.

¿En qué estado están? Eclesiastés 9:5. Porque los que viven saben que han de morir: mas los muertos nada saben, ni tienen más paga; porque su memoria es puesta en olvido.

En nuestro país se ha establecido el Día de Muertos, 1 y 2 de noviembre, como si ellos lo supieran o pudiesen salir de sus tumbas cuando ellos lo quieran o los sacerdotes se lo ordenen.

Esto es todo lo contrario a las Escrituras: Deuteronomio 18:11-12. 11 Ni fraguador de encantamentos, ni quien pregunte á pitón, ni mágico, ni quien pregunte á los muertos. 12 Porque es abominación á Jehová cualquiera que hace estas cosas, y por estas abominaciones Jehová tu Dios las echó de delante de ti.

Recordemos lo que dice Juan: Juan 5:28-29. 28 No os maravilléis de esto; porque vendrá hora, cuando todos los que están en los sepulcros oirán su voz; 29 Y los que hicieron bien, saldrán á resurrección de vida; mas los que hicieron mal, á resurrección de condenación.

Como hemos leído: "Porque vendrá hora cuando todos los que están en los sepulcros oirán mi voz". Con estos pasajes podemos comprobar que nadie está en el cielo, o en el infierno, o en el purgatorio y que vienen los días 1 y 2 de noviembre... ¡No! porque están en los sepulcros tanto buenos como malos, pobres y ricos, etc., y ellos serán levantados cuando se escuche la voz del Señor.

También la festividad del Halloween que en Europa tuvo su origen ha llegado a nuestro país, y especialmente en el norte es muy celebrada. La cual consiste en disfrazarse y pedir dulces, acostumbrando la gente realizar bailes de disfraces.

Pero el propósito de esta fiesta fue de invocar los espíritus malignos que se originan en el Diablo o Satanás.

Por eso el Eterno enseñó que no se debían consultar a estas personas. Deuteronomio 18:9-10. 9 Cuando hubieres entrado en la tierra que Jehová tu Dios te da, no aprenderás á hacer según las abominaciones de aquellas gentes. 10 No sea hallado en ti quien haga pasar su hijo ó su hija por el fuego, ni practicante de adivinaciones, ni agorero, ni sortílego, ni hechicero

Nahum 3:4. A causa de la multitud de las fornicaciones de la ramera de hermosa gala, maestra de brujerías, que vende las gentes con sus fornicaciones, y los pueblos con sus hechizos.

Es esto precisamente lo que el mundo está haciendo a través de sus tradiciones o costumbres, alejándose de la verdad que Dios dejó a través de las Escrituras.

Por eso nosotros, como Iglesia de Dios debemos defender en todo tiempo y lugar nuestra doctrina y posición como Hijos de Dios, recuerde lo que nos dice el Eterno a través del profeta Jeremías 10:2. Así dijo Jehová: No aprendáis el camino de las gentes, ni de las señales del cielo tengáis temor, aunque las gentes las teman. Y añade el Apóstol Juan: Apocalipsis 18:4. Y oí otra voz del cielo, que decía: Salid de ella, pueblo mío, porque no seáis participantes de sus pecados, y que no recibáis de sus plagas.