¿CÓMO USA SU TIEMPO?

Uno de los mayores desafíos actuales es el del uso del tiempo. A lo largo de la vida de 72 años especialistas afirman que gastamos 21 años durmiendo, 14 años trabajando, 7 años en el baño (mi hija adolescente ya agoto su tiempo), 6 años comiendo, 6 años viajando, 5 esperando en filas, 4 aprendiendo, 3 en reuniones, 2 devolviendo llamadas telefónicas, 1 año buscando cosas perdidas, 22 meses en la Iglesia, 8 meses abriendo correspondencia inútil, 6 meses esperando en semáforos.

No es sorprendente decir que una pareja gaste en promedio, apenas 4 minutos por día, conversando y los hijos digan: ¿vamos hasta el trabajo de papa para poder verlo? Estudios indican que los padres gastan en promedio 30 segundos por día hablando con sus hijos.

¿Cómo usted usa su tiempo? Usted dice regularmente: ¿No tengo tiempo suficiente? ¿Cómo Dios creó un día con apenas 24 horas? ¿Eso no es suficiente para todo lo que tenemos que hacer?

¡No deje que el calendario lo engañe! El año solo tiene el número de días que hacemos uso. Una persona puede realizar en una semana lo que realizaría en un año, mientras otra realizaría lo contrario.

La biblia dice: Eclesiastés 8:6. Porque para todo lo que quisieres hay tiempo y juicio; mas el trabajo del hombre es grande sobre él.

Nosotros sabemos poco sobre eso, el problema no es tener tiempo suficiente sino el modo como usamos el tiempo que tenemos. Isaías 49:4. Yo empero dije: Por demás he trabajado, en vano y sin provecho he consumido mi fortaleza; mas mi juicio está delante de Jehová, y mi recompensa con mi Dios.

Lo que Dios dice sobre el uso del tiempo.

Efesios 5:15-16. 15 Mirad, pues, cómo andéis avisadamente; no como necios, mas como sabios; 16 Redimiendo el tiempo, porque los días son malos.

Es motivo de aprendizaje, esa es la clave: administración de tiempo puede aprenderse. Salmos 90:12. Enséñanos de tal modo á contar nuestros días, Que traigamos al corazón sabiduría.

Pasos para descubrir el tiempo

A. Analice su estilo de vida: ¿Dónde está gastando su tiempo? Evalúe un día, una semana y un mes.

¿Usted está mejor hoy física, mental, emocional y espiritualmente que seis meses atrás? ¿Y sus relaciones?

Efesios 5:15. Mirad, pues, cómo andéis avisadamente; no como necios, mas como sabios. Proverbios 14:12. Hay camino que al hombre parece derecho; Empero su fin son caminos de muerte.

B. Utilice el presente. Ayer ya fue. Mañana no sabe lo que será. Aproveche el presente.

Proverbios 27:1. No te jactes del día de mañana; Porque no sabes qué dará de sí el día.

Aprenda a combinar actividades, en el horario noble. Cuando este ocupado con cuestiones de alta prioridad no permita interrupciones. Cuando su atención este ocupada con cuestiones de media o baja prioridad trate de hacer dos cosas al mismo tiempo. ¡Separe tiempo para relajarse!

Deje el desorden fuera de su vida. Desorden físico, cosas que ocupan nuestra visión de modo negativo. Desorden mental, cosas que ocupan nuestra mente de modo negativo.

Desorden emocional, cosas que ocupan nuestro espíritu de modo negativo.

Rescate el tiempo que tiene en la mano, Rescatar significa volver, libertarse, cambiar para mejor.

C. Priorice lo importante. Usted tiene tiempo suficiente para hacer la voluntad de Dios. Organice su vida en torno a las aéreas claves:

1)Relación personal con Dios y crecimiento espiritual.

2) Cónyuge y familia.

3) Trabajo.

4) Salud y recreación (considerando preparo físico, mental, y espiritual.

5) Relaciones sociales.