CHISTES DE CATALANES CON TODO RESPETO

El martillo
Esto es un padre catalán que le dice a su hijo:
- Anda, Jordi, ve a decirle al vecino que nos deje el martillo para clavar un clavo.
El Jordi va al vecino y vuelve enseguida.
- Papa, dijo el vecino que no nos deja el martillo, por que se le gasta.
- Jo hijo, hay que ver lo tacaños que son algunos, ¿Eh? Bah, anda, saca el nuestro.

Naufragio
El barco de crucero por el caribe con una familia de catalanes que se hunde. La familia catalana se refugia en un bote salvavidas de esos con capota. El rescate no tarda en llegar, y se baja del helicóptero un hombre rana y llama al bote:
- Knock, Knock.
- ¿Quién es?
- ¡La Cruz Roja!
- Pues aquí ya hemos dado, ¡eh!

Ahorrando
Llega el pequeño catalán jadeando y sudando donde el papá y le dice orgulloso:
-¡¡Papá, papá, felicíteme!!... ¡Me vine caminando detrás del bus, me ahorre 1 Euro del pasaje!
-¡Pero qué bruto! ¡Si te hubieras venido detrás de un taxi te ahorras 10!

En el lecho de muerte
Un catalán en su lecho de muerte susurra:
- Rebeca, Rebeca... ¿Dónde estás, esposa querida?
- Aquí estoy, esposo mío... al lado tuyo.
- Y mi hijo Josep... ¿Dónde está?
- Aquí estoy, padre... al lado tuyo.
- Y mi hija Leyla... ¿Dónde está?
- Aquí estoy, padre... al lado tuyo.
- Y mi hijo Jaume... ¿Dónde está?
- Aquí estoy, padre... al lado tuyo.
- Y entonces... ¿Quién está atendiendo el negocio?