AMOR AL MUNDO

Romanos 12:2. Y no os conforméis á este siglo; mas reformaos por la renovación de vuestro entendimiento, para que experimentéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.

Juan 16:33. Estas cosas os he hablado, para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción: mas confiad, yo he vencido al mundo.

Marcos 8:36. Porque ¿qué aprovechará al hombre, si granjeare todo el mundo, y pierde su alma?

2 Corintios 10:3. Pues aunque andamos en la carne, no militamos según la carne.

Santiago 4:4. Adúlteros y adúlteras, ¿no sabéis que la amistad del mundo es enemistad con Dios? Cualquiera pues que quisiere ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios.

LA CONCUPISCENCIA DE LA CARNE

Concupiscencia = El término griego epithumia se traduce como “deseos”. 1 Pedro 4:2-3. 2 Para que ya el tiempo que queda en carne, viva, no á las concupiscencias de los hombres, sino á la voluntad de Dios. 3 Porque nos debe bastar que el tiempo pasado de nuestra vida hayamos hecho la voluntad de los Gentiles, cuando conversábamos en lascivias, en concupiscencias, en embriagueces, abominables idolatrías.

Lascivia = Perteneciente a la lascivia o sensualidad. Que tiene este vicio. Errático.

Gálatas 5:16. Digo pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis la concupiscencia de la carne.

1 Tesalonicenses 4:5. No con afecto de concupiscencia, como los Gentiles que no conocen á Dios.

Santiago 1:15. Y la concupiscencia, después que ha concebido, pare el pecado: y el pecado, siendo cumplido, engendra muerte.